Otro

Receta de risotto de espárragos y champiñones

Receta de risotto de espárragos y champiñones



We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

  • Recetas
  • Tipo de plato
  • Plato principal
  • risotto
  • Risotto de esparragos

El risotto no siempre es el plato más bonito, pero este con rúcula y espárragos parece fresco y apetitoso.

¡Sé el primero en hacer esto!

IngredientesSirve: 2

  • 6 champiñones blancos con tapa cerrada
  • Cohete 100g
  • 7 tallos de espárragos
  • 600ml de caldo de verduras
  • 2 dientes de ajo
  • 100 ml de aceite de oliva
  • aceite de oliva para freír
  • 1 cebolla picada
  • 170g de arroz Arborio
  • 150 ml de vino blanco
  • 2 cucharadas de crema fresca
  • queso parmesano recién rallado
  • pimienta
  • queso parmesano

MétodoPreparación: 15min ›Cocción: 40min› Listo en: 55min

  1. Enjuague los champiñones, la rúcula y los espárragos con agua corriente. Cortar los champiñones. Quita los tallos de los cohetes. Coloque los tallos de espárragos en una tabla de cortar y pélelos con un cuchillo pelador desde debajo de la punta hasta el extremo inferior. Corta el último 1 cm y deséchalo, luego corta los tallos de espárragos en trozos de 3 cm.
  2. Calentar el caldo de verduras en una cacerola. En otra cacerola, hierva el agua. Cocine todos los espárragos excepto las puntas tiernas en agua hirviendo durante 6 minutos, luego durante los últimos 2 minutos agregue las puntas. Deje caer los espárragos cocidos en un recipiente con agua fría inmediatamente después de cocinarlos para que mantengan su color verde brillante.
  3. En una licuadora o procesador de alimentos, haga puré de rúcula, ajo y 100 ml de aceite de oliva hasta que quede suave.
  4. Calentar un poco de aceite de oliva en una cacerola grande y freír la cebolla hasta que esté transparente, unos 3 minutos. Agrega el arroz y fríe hasta que comience a ponerse traslúcido, aproximadamente 2 minutos. Añadir el vino y cocinar hasta que se evapore. Agregue un cucharón de caldo de verduras caliente y cocine hasta que se haya absorbido, luego agregue otro cucharón. Continúe cocinando el risotto de esta manera hasta que se agote todo el caldo, aproximadamente 20 minutos en total.
  5. Agregue crema fresca y pimienta al gusto. Incorporar la mezcla de rúcula al risotto, luego los champiñones y los trozos de espárragos. Reserva las puntas de los espárragos para la guarnición.
  6. Para servir el risotto en platos, espolvorear con queso parmesano y decorar cada porción con 2 puntas de espárragos.

Propina

En lugar de crema fresca, use ricotta o mascarpone.

Véalo en mi blog

Visto recientemente

Reseñas y calificacionesCalificación global promedio:(0)

Reseñas en inglés (0)


  • 4 tazas de caldo de champiñones o verduras
  • 1 taza de agua
  • 1 manojo de espárragos (aproximadamente 1 libra), recortados, cortados en trozos de 1 pulgada
  • 1 cucharada de aceite de oliva extra virgen
  • ⅓ taza de chalotas picadas
  • 3 dientes de ajo picados
  • 1 cucharada de tomillo fresco o 1 cucharadita seca
  • 8 onzas de hongos shiitake, sin tallos, tapones en rodajas
  • 1 taza de arroz arborio
  • 1 taza de Cabernet Sauvignon u otro vino tinto seco con mucho cuerpo
  • ½ taza de queso Parmigiano-Reggiano finamente rallado, y más para decorar
  • ¼ de taza de perejil fresco picado, y más para decorar
  • ¼ de cucharadita de pimienta recién molida

Hierva el caldo y el agua en una cacerola mediana. Agregue los espárragos y cocine hasta que estén tiernos pero crujientes, aproximadamente 4 minutos. Retirar a un bol con una espumadera y reservar. Reduzca el fuego debajo del líquido para mantener un hervor suave.

Caliente el aceite en una olla a fuego medio-bajo. Agregue las chalotas, el ajo y el tomillo y cocine, revolviendo con frecuencia, hasta que comiencen a ablandarse, 2 minutos. Agregue los champiñones y cocine, revolviendo con frecuencia, hasta que se ablanden, de 3 a 4 minutos. Agregue el arroz cocinando, revolviendo, durante 1 minuto. Agregue el vino y cocine, revolviendo con frecuencia, hasta que se absorba el vino, de 2 a 3 minutos.

Agregue 1 1/2 tazas del caldo hirviendo y cocine, revolviendo, hasta que se absorba. Continúe cocinando a fuego medio-bajo, agregue el caldo en incrementos de 1/2 taza y revuelva con frecuencia después de cada adición, hasta que se absorba la mayor parte del líquido. El risotto está listo cuando se usa todo el caldo y el arroz está cremoso y tierno, de 24 a 28 minutos en total.

Agregue los espárragos reservados y cocine por 1 minuto. Retire del fuego y agregue el queso, el perejil y la pimienta. Sirva inmediatamente, espolvoreado con más queso y perejil, si lo desea.


Risotto de espárragos y champiñones

Este cremoso risotto con espárragos y champiñones es la forma perfecta de dar la bienvenida a la primavera.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 libra de espárragos, pulgada inferior desechados, cortados en trozos de 2 pulgadas
  • 3 tazas de champiñones en rodajas
  • & frac12 cucharaditas de sal kosher
  • & frac12 cucharaditas de pimienta negra fresca molida
  • 4 tazas de caldo de verduras
  • 1 cucharada de mantequilla sin sal
  • 1 chalota entera, finamente picada
  • 1 taza de arroz arborio
  • 1 taza de vino blanco

Preparación

1. En una sartén calienta una cucharada de aceite de oliva a fuego medio y cocina los espárragos y los champiñones hasta que se ablanden. Aproximadamente 7 minutos. Agregue la sal kosher y la pimienta negra. Reduzca el fuego a bajo y cubra para mantener el calor.
2. En una olla caliente el caldo a fuego medio y manténgalo caliente mientras prepara el risotto.
3. En otra olla, caliente la mantequilla y el aceite de oliva restante a fuego medio. Una vez que la mantequilla se derrita, agregue los chalotes y cocine hasta que se ablanden, aproximadamente 2 minutos. Agregue el arroz arborio hasta que esté cubierto con la mantequilla. No lo dore. Vierta el vino y cocine hasta que el vino se absorba. Luego vierta un cucharón de caldo caliente sobre el arroz y revuelva constantemente hasta que se absorba el líquido. Repita el proceso, agregando un cucharón de caldo caliente a la vez, hasta que el arroz absorba todo el líquido.
4. Agregue los espárragos y los champiñones. Servir inmediatamente.


Risotto fácil de espárragos y champiñones, casi sin necesidad de revolver

Convertir un risotto de champiñones clásico en un risotto de champiñones y espárragos es tan fácil como parece: solo agregue los espárragos. La única clave es saber exactamente cuándo agregar esos espárragos para obtener el mejor sabor y textura (pista: justo al final).

Usamos una olla a presión para cocinar nuestro risotto de champiñones, pero se puede adaptar fácilmente a la estufa utilizando nuestra técnica de casi no revolver. Empiezo por rehidratar los champiñones secos (en este caso utilicé algunas colmenillas secas que mi primo recolectaba en Montana) en stock. Esto tiene el doble propósito de ablandar los champiñones antes de incorporarlos al risotto, y también de infundir el caldo con sabor a champiñones.

A continuación, salteo champiñones frescos en una sartén grande con mantequilla, aceite de oliva, cebollas y ajo. Aquí estoy usando hongos maitake, pero puedes usar los hongos que quieras. Para darles un impulso de sabor umami, también agrego una pizca de salsa de soja y pasta de miso.

Mientras se cocinan los champiñones, enjuago el arroz con el caldo con infusión de champiñones. Tradicionalmente, el risotto se tuesta en grasa antes de agregar cualquier líquido. Esto profundiza su sabor, pero también puede inhibir el poder espesante del almidón del arroz, lo que da como resultado resultados menos que perfectamente cremosos. Para solucionar esto, me gusta enjuagar mi arroz en caldo antes de tostarlo. Al hacer esto, elimina el exceso de almidón en el líquido de cocción, lo que le permite tostar más profundamente los granos de arroz individuales sin afectar en absoluto el poder espesante del almidón.

Una vez tostado el arroz, empiezo a añadir mis líquidos: una copa de vino blanco seco, que dejo reducir por completo, y luego el caldo de almidón infundido con champiñones.

Recetas de risotto a la antigua que recomiendan revolver constantemente con una cuchara de madera. Creo sinceramente que esta técnica nació de las abuelas italianas que querían mantener pequeños bambini ocupado durante media hora. Descubrí que puedes salirte con la tuya fácilmente agregando casi todo el líquido a la vez y solo revolviéndolo un par de veces durante la cocción.

Cuando el arroz esté casi terminado de cocinar, es hora de agregar finalmente los espárragos para que cuando el arroz esté tierno, los espárragos todavía estén de color verde brillante y crujientes.

Para terminar, agrego un poco de queso Parmigiano-Reggiano rallado junto con cebollino y estragón. Me encanta la forma en que el estragón con aroma a anís se combina con los espárragos.

Y recuerda: el risotto debe ... y quiero decir deber¡Servir en platos calientes! A medida que el risotto se enfría, pasa de ligero y cremoso a espeso y pesado, algo que un plato a temperatura ambiente puede acelerar. Tu risotto debe fluir como lava desde el primer bocado hasta el último. Precaliento los platos en el horno tostador o en mi horno normal a unos 225 ° F durante los diez minutos que se está cocinando el risotto.


Vídeo relatado

Excelente. Lo hicimos con caldo "sin pollo" y seguimos los consejos de otros aquí para agregar guisantes y reducir la mantequilla a cuatro cucharadas. Servido con una ensalada de remolacha y queso de cabra, excelente comida entre semana.

Para 4 porciones como acompañamiento (permitiendo un poco más). Agregar un chorrito de limón y un poco de ralladura fue una buena idea. Estaba un poco tímido con la mantequilla, alrededor de 3 cucharadas, pero estaba muy buena.

¡Receta deliciosa! Esta es nuestra receta de risotto.

Esto es fabuloso. Un par de cambios rápidos después de leer otras reseñas. Asé los espárragos, agregué guisantes congelados, reduje la mantequilla a 2 cucharadas y agregué un chorrito de jugo de limón fresco justo antes de servir. Lo serví con vieiras chamuscadas. ¡¡Tan delicioso!!

¡He hecho esta receta tantas veces y cada vez ha recibido críticas muy favorables! Utilizo un poco menos de mantequilla y un poco más de queso recién rallado. Me toma más de 40 minutos reunirme, ¡pero siempre es un ganador!

Hice esto por primera vez hoy y es, con mucho, mi risotto favorito hasta la fecha. Me encanta cocinar risotto y este fue muy sencillo. Usé caldo de verduras (en lugar de caldo de pollo) y agregué 2 cucharadas de jugo de limón cuando agregué los espárragos al arroz cerca del final. Sabor fenomenal y textura perfecta de risotto.

Esto es un buen plato principal. Fue genial con champiñones como otros habían sugerido y cortando la mantequilla a dos cucharadas. La próxima vez blanquearé los espárragos un minuto más para que la textura quede un poco más suave.

Esta es una receta clásica de risotto, ¡pero realmente no necesitas 6 cucharadas de mantequilla al final! La textura cremosa debe provenir del arroz con 1-2 cucharadas de mantequilla agregadas al final de la cocción para obtener un poco más de riqueza. Además, agregué champiñones salteados junto con los espárragos que estaban deliciosos.

Esto fue realmente muy bueno. Lo serví como guarnición cubierto con vieiras chamuscadas. Con la adición de un aperitivo, otra guarnición de verduras y un postre, esto se sirve fácilmente para 5-6 personas. Lo hice exactamente como se indica, con la excepción de que solo usé 4 cucharadas de mantequilla (solo porque tenía 4 cucharadas de media barra de mantequilla y era demasiado perezoso para abrir una segunda barra). Recibió críticas muy favorables de la familia. Definitivamente lo haré de nuevo.

Esta es una buena receta. Algunos consejos podrían mejorarlo aún más. No uses un caldo muy rico para hacer esto lo dominará. Si tu caldo es rico, dilúyelo con un poco de agua. También agregue 1 cucharada de jugo de limón al final, junto con la ralladura de 1 limón, para darle un toque de sabor agradable. Ahora tienes un risotto de gran sabor.

Hice esto para una reunión familiar y salió genial. Fui con caldo de verduras y agregué champiñones. También estoy de acuerdo en que no necesitas toda esa mantequilla. Esta noche lo haré vegano. Compré el parm vegano de alimentos integrales y utilicé el equilibrio de la tierra en lugar de mantequilla.

Hice esto para un gran grupo de personas y salió genial. Usé caldo de verduras y agregué champiñones. ¡Un buen ejercicio para los brazos y sabe muy bien!

A mi novio súper quisquilloso le encantó esta receta. También le gustan los macarrones con queso en una caja, así que no estoy seguro de si esta es una reseña decente. ¡Sin embargo, fue malditamente bueno! ¡Definitivamente volveré a hacer esto!

Gran receta. Lo siguió exactamente excepto que usó 4 cucharadas de mantequilla. Buena textura, excelente sabor. Probablemente probaré esta receta como base para otros risottos con verduras.

Esta es la segunda vez que hago esta receta. Hay tantas recetas similares en este sitio y en otros lugares, pero encuentro que esta es la más fiel a lo que hicimos en Italia. Es simple y si sigues la receta tal como está escrita, no puedes equivocarte, siempre produce un risotto con una textura perfecta. Por supuesto, asegúrese de utilizar el mejor arborio que pueda encontrar.

Delicioso. Como muchos otros, reduje la cantidad de mantequilla aproximadamente a la mitad. ¡Incluso mi novio adicto a la carne era un gran admirador!

Esta receta es una de nuestras favoritas absolutas. Al igual que algunos de los otros críticos, reduje la mantequilla a probablemente 1.5 TBS y también a menudo agrego guisantes y algunas judías verdes cortadas para convertirlo en un risotto de verduras verdes. ¡A todo el mundo le encanta!

¡Genial! Seguimos otras sugerencias y añadimos ralladura de limón y asamos los aaparagus.

Después de leer las otras críticas, agregué un poco de ralladura de limón con el queso que pensé que iba bien con los espárragos. Sin embargo, probablemente sería bueno de cualquier manera.

Guau. después de leer una serie de críticas, hice esto para la compañía ... fue fácil y MUY sabroso. Mis únicos cambios fueron reducir la mantequilla como sugirieron la mayoría de los críticos y agregué aproximadamente media cucharadita de cáscara de limón rallada con el queso. haré esto de nuevo ... ¡MUY PRONTO!

Gran plato, el único cambio que hice fue reducir la mantequilla a 1 cucharada de 6 cucharadas. e incluso eso probablemente no era necesario. Definitivamente lo volveré a hacer.

Esta es una receta simple que elegí porque tenía todos los ingredientes excepto el queso parmesano fresco. Lo sustituí por pecorino romano y quedó espectacular. Ni siquiera necesitamos agregar sal y pimienta. Definitivamente volveré a hacer esto en esas noches en las que quieras algo bueno pero no tienes mucho con qué trabajar.

MMMMMMMMMMMMMMM ----- ¡El cielo en la tierra! Tenía un poco de arroz arborio importado a mano, así como deliciosos espárragos frescos. mi verdura favorita. Esto salió perfectamente como se indica en 20 minutos. Para el primer temporizador del risotto, sugeriría subir un poco el fuego. un poco más alto que el medio funciona mejor, para mí eso & # x27s # 6. El risotto debe estar prácticamente "enrollado" en todo momento.

Resultados asombrosos, pero no hay forma de que se necesiten 20 minutos para cocinar este risotto. Necesité al menos 40 minutos para que este risotto tuviera la textura que quería. Sin embargo, teniendo eso en cuenta, definitivamente haría esto de nuevo.

Realmente disfruté este risotto. Partí a la mitad la receta para prepararla como acompañamiento para mi esposo y para mí. Me sobró suficiente para comer arancini al día siguiente. El único cambio que hice fue que solo usé las 3 pulgadas superiores de los espárragos y los corté en trozos de 1 pulgada. También exprimí un poco de jugo de limón fresco sobre los espárragos después de escurrirlos. Usé un riesling para el vino, resultó muy bien.


¿Cómo se hace el risotto de espárragos?

Debo admitir que hacer risotto es un poco de trabajo de amor. Pero una vez que aprendas la técnica, verás que el risotto no es tan difícil de hacer.

PASO 1: Sostenga la punta de los espárragos con el pulgar y el índice y dóblelos hasta que se rompan. El corte en trozos de 1 & # 8211 2 pulgadas.

PASO 2: Saltee los espárragos y los champiñones juntos en una sartén. Cocine hasta que las verduras estén blandas. Aproximadamente 7 minutos. Agrega sal y pimienta. Cubra y mantenga caliente.

PASO 3: En una olla grande, caliente el aceite de oliva y la mantequilla a fuego medio. Una vez que la mantequilla se derrita, agregue los chalotes y cocine hasta que se ablanden.

PASO 4: Agregue el arroz abroio y revuelva hasta que esté cubierto de mantequilla. Tuesta un poco pero no se dore.

DES & # 8217 SUGERENCIA: Tostar el arroz agrega sabor al plato final y ayuda a que el arroz absorba mejor el líquido.

PASO 5: Vierta el vino y cocine hasta que el vino se absorba.

PASO 6: Vierta un cucharón de caldo caliente sobre el arroz y revuelva constantemente hasta que se absorba el líquido. Repita el proceso, un cucharón a la vez, hasta que el arroz absorba todo el líquido.

PASO 7: Agrega las verduras salteadas al risotto, mezcla bien. Servir inmediatamente.


Risotto de espárragos y champiñones

El vino tinto le da a este risotto un sabor profundo y un tono lavanda, los espárragos tiernos y crujientes aportan un toque de color y textura.

Dónde comprar: Los vegetarianos que eviten los quesos elaborados con cuajo animal deben buscar parmesano doméstico que utilice cuajo a base de vegetales, como la marca BelGioioso.

Porciones:

Cuando escale una receta, tenga en cuenta que los tiempos y temperaturas de cocción, el tamaño de las sartenes y los condimentos pueden verse afectados, por lo tanto, ajuste en consecuencia. Además, las cantidades enumeradas en las instrucciones no reflejarán los cambios realizados en las cantidades de los ingredientes.

Ingredientes
Recetas Relacionadas
Direcciones

Combine el caldo y el agua en una cacerola mediana a fuego medio-alto y lleve a ebullición, luego reduzca el fuego a medio y agregue los espárragos. Cocine hasta que estén tiernos y crujientes, aproximadamente 4 minutos. Use una cuchara ranurada para transferir los espárragos a un tazón. Reduzca el fuego de la mezcla de caldo a bajo.

Deseche los tallos de shiitake o reserve para otro uso (como caldo). Corta finamente las tapas de los champiñones.

Vierta el aceite en una olla grande y ancha a fuego medio. Una vez que el aceite brille, agregue las chalotas, el ajo y el tomillo, cocine, revolviendo, hasta que las verduras comiencen a ablandarse, 2 minutos. Agregue los shiitakes y cocine, revolviendo con frecuencia, hasta que se ablanden y se marchiten, de 2 a 4 minutos. Agregue el arroz y cocine, revolviendo, durante 1 minuto. Agregue el vino y cocine, revolviendo frecuentemente, hasta que el vino se absorba, de 4 a 6 minutos.

Reduce el fuego a medio-bajo. Agregue 1 1/2 tazas de caldo y cocine, revolviendo, hasta que se absorba en su mayor parte. Continúe agregando el caldo en incrementos de 1/2 taza y revolviendo con frecuencia después de cada adición, hasta que se absorba la mayor parte del líquido. El risotto estará listo cuando se haya usado todo menos 1/2 taza de caldo y el arroz esté cremoso y tierno, con un ligero bocado al dente, de 25 a 30 minutos en total.

Agregue los espárragos reservados y cocine por 1 minuto, para calentarlos por completo. Retirar del fuego y agregar el queso, el perejil, la sal y la pimienta. Pruebe y agregue más sal, según sea necesario.

Inmediatamente antes de servir, agregue la 1/2 taza restante de caldo para que el risotto esté lo suficientemente suelto como para esparcirlo en un tazón. (No quiere que quede rígido). Divida en tazones poco profundos y espolvoree más queso y perejil, si lo desea.

Fuente de la receta

Adaptado de "EatingWell Vegetables: The Essential Reference", por los editores de la revista Eating Well (Houghton Mifflin Harcourt, 2016).


1. Risotto de langosta

Esta es una comida sencilla pero de lujo. Usar conchas de langosta es mucho mejor que un caldo de caldo. Tenía algunas espárragos sobrantes al vapor, los corté y los arrojé al final.

2. Risotto de champiñones con queso parmesano

Esta receta de risotto de hongos Hell's Kitchen es tan deliciosa que es una de las variantes más fáciles de todas las recetas de risotto. El verdadero secreto proviene de usar champiñones portobello y champiñones blancos con caldo de pollo, pero puede sustituirlo por caldo de verduras si lo desea.

3. Risotto cremoso de espárragos con limón y mascarpone

Este plato de arroz arborio de tono verde que a menudo capta la cámara como una aplicación para los comensales de Hell's Kitchen. Es un espárrago de primavera, iluminado con limón y enriquecido con una cucharada de mascarpone. Sirva su risotto tan pronto como esté listo, ya que continúa cocinándose después de que se retira del fuego y puede comenzar a secarse y ablandarse.

4. Risotto de langosta y calabaza

Después de ver a la chef Christina preparar risotto de langosta y calabaza, no podía esperar para empezar a prepararlo yo mismo. La receta combina calabacín dulce y mantecoso y risotto cremoso con hierbas y queso parmesano, con calabacín lleno de un sabor verdaderamente gourmet.

5. Risotto de camarones y vieiras

El risotto puede ser de vez en cuando un plato abrumador de hacer, pero esta receta de risotto de camarones y vieiras, adaptada de Hell's Kitchen por Gordon Ramsay no tiene por qué serlo. Funciona, incluso si no prepara ninguno de los elementos con anticipación. Revolviendo continuamente porque así lo exigen las recetas de risotto.

Relacionada:

Cocinar para mí siempre ha sido un "arte" impregnado de tradiciones. Mi carrera se inspiró en Hell's Kitchen, el West Side de Manhattan, que cuenta con una de las mejores comunidades de restaurantes independientes de la ciudad de Nueva York, junto con el enfoque sensato de Gordon Ramsay para ser siempre lo mejor.

Mensajes recientes

¿Las clases magistrales valen la pena el tiempo y el dinero? El All-Access Pass vale la pena el dinero porque comprenderá mejor todas las cosas sobre la cocina. También incluye muchos consejos de cocina y.

Gordon está de regreso en casa esta semana cocinando un clásico británico, Bangers and Mash, tratando de hacerlo en menos de 10 minutos. pero lo logrará. Esta semana también te mostrará cómo hacer.


Recetas e ideas de Hy-Vee

El arroz Arborio es un arroz de grano corto de Italia que le da al risotto su textura cremosa. El truco para clavar la consistencia es agregar líquido en incrementos, permitiendo que se absorba completamente antes de agregar más.

Etiquetas de recetas

Porciones e ingredientes

Ingredientes

Cosas para agarrar

Direcciones

Lleve el caldo a ebullición en una cacerola pequeña a fuego alto. Reduzca el fuego a bajo y agregue los champiñones secos. Caliente hasta que los champiñones se rehidraten, unos 20 minutos. Retire los champiñones del caldo con una espumadera y deje el caldo a fuego lento. Picar los champiñones en trozos grandes.

Caliente 1/2 cucharada de aceite de oliva en una sartén mediana a fuego medio-alto. Cocine todos los champiñones, revolviendo ocasionalmente, de 3 a 4 minutos o hasta que estén tiernos. Retire los champiñones de la sartén y reserve.

Agregue la cucharada restante de aceite de oliva a la sartén. Saltee la chalota y el ajo 1 minuto. Agregue el arroz salteado durante 2 minutos. Vierta el vino y revuelva constantemente hasta que el vino se absorba por completo. Agregue 1/2 taza de caldo tibio y revuelva hasta que se absorba el caldo. Continúe agregando 1/2 taza de caldo a la vez, revolviendo hasta que se absorba el líquido y el arroz esté al dente, aproximadamente 20 minutos. Agregue los espárragos con la última adición de caldo. Retírelo del calor.

Agregue los champiñones, el queso parmesano, el perejil, la mantequilla, el tomillo y la pimienta negra. Servir inmediatamente.


Receta de risotto de espárragos y champiñones - Recetas

¿A quién no le encanta una buena y abundante comida en pleno invierno? La gente del Medio Oeste sabe que febrero es tan frío, si no más frío, que enero, por lo que mantenerse caliente en casa siempre es una buena decisión.

¡Nuestro chef Nate ha creado la cena perfecta para el clima frío para que usted y su familia disfruten con este risotto cremoso de espárragos y champiñones! El risotto siempre suena tan intimidante, pero realmente se trata de tomarse su tiempo para dejar que todos los sabores se fusionen y adquieran la consistencia correcta.

Nuestra parte favorita de esta receta es que utiliza nuestro Quick & amp Easy Asparagus, un recipiente fresco de espárragos que se puede tirar al microondas para una preparación rápida. Si bien esta receta no requiere calentar los espárragos en el microondas, aún es bueno tener la verdura fresca lista para usar. ¡Esperamos que disfrutes!


Ver el vídeo: Ριζότο Μανιταριών. Άκης Πετρετζίκης (Agosto 2022).