Otro

Los 5 mejores viajes por carretera con follaje de otoño en los EE. UU.

Los 5 mejores viajes por carretera con follaje de otoño en los EE. UU.


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Empacar el automóvil para un viaje por carretera es un ritual emocionante que parece completamente normal por fuera. Rutas cuidadosamente pensadas, refrigerios cuidadosamente preparados y la emoción de llegar a donde sea que te dirijas, todo se junta en ese momento, generalmente temprano en la mañana. Y nunca faltan las excusas para irse de la ciudad durante el fin de semana: un festival local (o no tan local) es suficiente, pero también lo hace una gran oferta de hotel o simplemente querer salir de esquivar.

El otoño es el momento perfecto para los viajes por carretera de fin de semana, ya sean improvisados ​​o bien pensados. Conducir a través de filas y filas de árboles que cambian de color es como tener entretenimiento incorporado, y no hay nada tan refrescante como caminar al aire libre cuando ingresa a un festival de la cosecha, se detiene para tomar un dulce o se desvía para una degustación de vinos. .

Es fácil encontrar hermosos tonos de hojas caídas, particularmente a un tiro de piedra de Nueva Inglaterra, pero en todo el país hay imágenes vívidas del otoño de costa a costa. Aquí están nuestras cinco selecciones para grandes viajes por carretera en otoño.

Peregrinación inesperada para mirar hojas: Arizona

Cuando piensas en Arizona, la última imagen que te viene a la cabeza son las colinas cubiertas de hojas naranjas, rojas y amarillas. Au contraire. La Ruta 89 de Arizona es el viaje por carretera otoñal de un aventurero, con montañas empinadas y carreteras sinuosas con exuberantes tonos de rojo, naranja y amarillo por todas partes. Reduzca la velocidad a través del Valle del Río Verde, donde los colores son impresionantes. Luego, salga de la autopista y, a unos 20 minutos de Sedona, ingrese a Oak Creek Canyon, que es una miríada de colores otoñales en octubre. Es la excusa perfecta para detenerse en Elote Cafetería por su deliciosa, alabada y auténtica cocina mexicana.

Fin de semana de otoño lleno de comida: Asheville, N.C.

Un fin de semana de observación de hojas en Asheville es una experiencia multisensorial. Las vistas y los olores del otoño lo rodearán, ya sea que esté paseando por los jardines de Biltmore Estate o recorriendo Blue Ridge Parkway. Asheville ofrece caminatas escénicas, recorridos en automóvil y senderos para bicicletas para observar árboles coloridos, y comida deliciosa, fresca y de temporada para una estadía suntuosa de fin de semana. Pase por 12 Bones para obtener costillas de azúcar morena untadas en seco o visite City Bakery para disfrutar de bollos pegajosos o tarta de crema de coco.

Elección clásica: Cape Cod, Mass.

¿Dónde es mejor cazar hojas brillantes en todos los tonos de rojo, naranja y amarillo que en Nueva Inglaterra? Su

el estándar de oro para la observación de hojas, y por una buena razón. La región tiene recorridos otoñales más pintorescos (con paradas en la carretera y festivales de cosecha) de los que podemos contar, pero nuestra elección este otoño sería un viaje a Cape Cod en la Ruta 6A a través de Sandwich y Brewster. Deténgase en el Cucharada de Brewster para un cono de helado, dirígete a Casa de pescado de Brewster para la pesca fresca del día, y golpee el Mercado de agricultores de sándwich para quesos locales y productos frescos. (Foto cortesía de Flickr / harryalverson)

El viaje histórico: el oeste de Maryland

Empaparse de los colores del otoño en Maryland significa absorber también un poco de historia estadounidense. Tome la National Historic Road a través del Casselman River Bridge Park, pase la única casa de peaje que queda de la histórica carretera, hacia Cumberland y luego hacia Baltimore. Los festivales de cosecha y los dulces abundan a lo largo de la ruta: en Cumberland, deténgase en Queen City Creamery para disfrutar de un delicioso helado en una antigua tienda de fuentes, y en Baltimore, visite Hollins Market para disfrutar de un sándwich de carne en conserva y dulces recién horneados.

A través de las uvas: Ruta del vino de Oregón

Con el otoño llega la temporada de cosecha de vino, lo que significa que cualquier día de observación de hojas también es excelente.

jornada de cata de vinos. Empaque el automóvil con sustento sabroso y dé paso a Willamette Valley, la principal región vinícola de Oregón con más de 200 bodegas. Deténgase en el Dundee Bistro para cenar y descanse en el Black Walnut Inn, antes de beber, beber y escupir en Whistling Dog Cellars, Lange Winery Reserve o Adelsheim. La sala de degustación ofrece una mirada a algunos de los principales productores de la región de una sola vez, si tiene poco tiempo. Luego, cuando haya terminado de cata de vinos, mire afuera a las hermosas hojas. Hay senderos para caminar y andar en bicicleta que lo rodean en la región, lo que facilita acercarse aún más a la naturaleza. (Foto cortesía de Flickr / Pouregon)


5 fabulosos viajes por carretera de otoño en Texas Hill Country

Los colores del otoño están en su apogeo y, a veces, la mejor vista es desde el asiento del conductor. Entonces, toma tus lentes de sol. Ponte tu gorra de béisbol favorita. No olvide su Coca-Cola y sus cacahuetes. ¡Salgamos a la carretera!

1. Primera parada: Fredericksburg, ¡por supuesto!

Foto: Facebook / Enchanted Rock State Natural Area & # 8211 Texas Parks and Wildlife

Fredericksburg es un destino favorito en Texas Hill Country por muchas razones. Puede disfrutar de una comida fantástica, hacer algunas compras y disfrutar del aire fresco. Uno de los restaurantes favoritos es Fredericksburg Pie Company. ¿Quién dice que no puedes desayunar pastel? Uno de los favoritos es el merengue de coco. Pero llega temprano porque se agotan rápido. Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de las muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivos. Alójate en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por el

Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivas. Hospédese en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por la Oficina de Visitantes y Convenciones de Fredericksburg.

Pero no olvide la razón principal por la que está aquí. El otoño es un buen momento para ver el impresionante paisaje de esta pintoresca ciudad alemana. Para disfrutar de una vista asombrosa, suba hasta la cima de Enchanted Rock, en las afueras de Fredericksburg. Enchanted Rock es una cúpula gigante de granito rosa con una cumbre de 1823 pies, que no es una caminata desalentadora para la mayoría. Use buenos zapatos, traiga agua y no olvide su cámara.

Haga planes para estar en el Geschichte Fest el 5 de noviembre, que es un tributo a los pioneros alemanes de Texas Hill Country. Además, los días comerciales de Fredericksburg se celebran el fin de semana de Acción de Gracias (del 25 al 27 de noviembre), que no querrá perderse, pero si no puede asistir en noviembre, los días comerciales se llevan a cabo el fin de semana del tercer sábado de cada mes.

2. ¡Acampa en Kerrville!

Foto: Facebook / Kana & # 8217s Korner

Vuelva a subir al automóvil (o camión) y diríjase hacia el oeste por la Hwy 16 hacia Kerrville. El follaje de otoño es abundante en varios parques en Kerrville y sus alrededores. El parque Kerrville-Schreiner es una visita obligada en cualquier época del año. El río Guadalupe con enormes cipreses calvos es el sueño de un adicto a las cámaras. Vintage Market Days se celebrará del 11 al 13 de noviembre, donde encontrará tesoros antiguos y deliciosas golosinas para el camino. Reserve su estancia en el divertido Yogi Bear's Jellystone Park.

3. Fotografíe el follaje en el Área Natural Estatal Lost Maples.

Foto: Facebook / Área natural estatal Lost Maples y # 8211 Parques y vida silvestre de Texas

Lost Maples recibe su nombre de un stand de Uvalde Bigtooth Maples que muestran sus colores en el otoño. Los Sycamores también dieron un espectáculo bastante bueno. Mientras esté allí, visite Monkey Rock y, si le gusta acampar, reserve uno de los campings primitivos o estándar. Si prefiere dormir en el interior, consulte The Lodges at Lost Maples.

4. ¡Mason es una verdadera joya de Texas Hill Country!

Foto: Facebook / Tiff & # 8217s Rocks & amp Minerals

Coloque una pala en el maletero y diríjase hacia el noroeste por la Hwy 87 desde Fredericksburg hasta el condado de Mason. ¡Mason es una pequeña ciudad que literalmente cavarás! El topacio azul es el tesoro de este condado de Texas Hill Country, aunque el topacio blanco es más común, y es posible que tenga la suerte de encontrar una pieza. Si está en Mason durante la semana, aproveche las noches de bistec, los lunes y jueves en Willow Creek Cafe. ¡No te olvides de llevarte unas mini tartas para el camino!

5. Deléitese con los colores de Concan

Foto: Parques y vida silvestre de Texas

Concan está aproximadamente a una hora al oeste de San Antonio y es una visita obligada en el otoño. Al igual que el Parque Estatal Lost Maples, los colores explotan en los árboles Maples, Sycamore y Bald Cypress. Los reflejos de esos colores vibrantes en el río Frio son el sueño de un fotógrafo # 8217 hecho realidad. El Bed & amp Breakfast Live Oak en Uvalde es un lugar encantador para descansar después de un día de viaje por carretera. Neal’s Lodging and Dining en Concan puede poner comida en su estómago y una almohada debajo de su cabeza.

Así que tome su mapa, llene el tanque de gasolina y salga a la carretera. No puede equivocarse con una o todas estas ubicaciones de Fall Texas Hill Country.


5 fabulosos viajes por carretera de otoño en Texas Hill Country

Los colores del otoño están en su apogeo y, a veces, la mejor vista es desde el asiento del conductor. Entonces, toma tus lentes de sol. Ponte tu gorra de béisbol favorita. No olvide su Coca-Cola y sus cacahuetes. ¡Salgamos a la carretera!

1. Primera parada: Fredericksburg, ¡por supuesto!

Foto: Facebook / Enchanted Rock State Natural Area & # 8211 Texas Parks and Wildlife

Fredericksburg es un destino favorito en Texas Hill Country por muchas razones. Puede disfrutar de una comida fantástica, hacer algunas compras y disfrutar del aire fresco. Uno de los restaurantes favoritos es Fredericksburg Pie Company. ¿Quién dice que no puedes desayunar pastel? Uno de los favoritos es el merengue de coco. Pero llega temprano porque se agotan rápido. Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de las muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivos. Alójate en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por el

Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivas. Hospédese en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por la Oficina de Visitantes y Convenciones de Fredericksburg.

Pero no olvide la razón principal por la que está aquí. El otoño es un buen momento para ver el impresionante paisaje de esta pintoresca ciudad alemana. Para una vista asombrosa, suba hasta la cima de Enchanted Rock, en las afueras de Fredericksburg. Enchanted Rock es una cúpula gigante de granito rosa con una cumbre de 1823 pies, que no es una caminata desalentadora para la mayoría. Use buenos zapatos, traiga agua y no olvide su cámara.

Haga planes para estar en el Geschichte Fest el 5 de noviembre, que es un tributo a los pioneros alemanes de Texas Hill Country. Además, los días comerciales de Fredericksburg se llevan a cabo el fin de semana de Acción de Gracias (del 25 al 27 de noviembre), que no querrá perderse, pero si no puede asistir en noviembre, los días comerciales se llevan a cabo el fin de semana del tercer sábado de cada mes.

2. ¡Acampa en Kerrville!

Foto: Facebook / Kana & # 8217s Korner

Vuelva a subir al automóvil (o camión) y diríjase hacia el oeste por la Hwy 16 hacia Kerrville. El follaje de otoño es abundante en varios parques en Kerrville y sus alrededores. El parque Kerrville-Schreiner es una visita obligada en cualquier época del año. El río Guadalupe con enormes cipreses calvos es el sueño de un adicto a las cámaras. Vintage Market Days se celebrará del 11 al 13 de noviembre, donde encontrará tesoros antiguos y delicias deliciosas para el camino. Reserve su estancia en el divertido Yogi Bear's Jellystone Park.

3. Fotografíe el follaje en el Área Natural Estatal Lost Maples.

Foto: Facebook / Área natural estatal Lost Maples y # 8211 Parques y vida silvestre de Texas

Lost Maples recibe su nombre de un stand de Uvalde Bigtooth Maples que muestran sus colores en el otoño. Los Sycamores también dieron un espectáculo bastante bueno. Mientras esté allí, visite Monkey Rock y, si le gusta acampar, reserve uno de los campings primitivos o estándar. Si prefiere dormir en el interior, consulte The Lodges at Lost Maples.

4. ¡Mason es una verdadera joya de Texas Hill Country!

Foto: Facebook / Tiff & # 8217s Rocks & amp Minerals

Coloque una pala en el maletero y diríjase hacia el noroeste por la Hwy 87 desde Fredericksburg hasta el condado de Mason. ¡Mason es una pequeña ciudad que literalmente cavarás! El topacio azul es el tesoro de este condado de Texas Hill Country, aunque el topacio blanco es más común, y es posible que tenga la suerte de encontrar una pieza. Si está en Mason durante la semana, aproveche las noches de bistec, los lunes y jueves en Willow Creek Cafe. ¡No te olvides de llevarte unas mini tartas para el camino!

5. Deléitese con los colores de Concan

Foto: Parques y vida silvestre de Texas

Concan está aproximadamente a una hora al oeste de San Antonio y es una visita obligada en el otoño. Al igual que el Parque Estatal Lost Maples, los colores explotan en los árboles Maples, Sycamore y Bald Cypress. Los reflejos de esos colores vibrantes en el río Frio son el sueño de un fotógrafo # 8217 hecho realidad. El Bed & amp Breakfast Live Oak en Uvalde es un lugar encantador para descansar después de un día de viaje por carretera. Neal’s Lodging and Dining en Concan puede poner comida en su estómago y una almohada debajo de su cabeza.

Así que tome su mapa, llene el tanque de gasolina y salga a la carretera. No puede equivocarse con una o todas estas ubicaciones de Fall Texas Hill Country.


5 fabulosos viajes por carretera de otoño en Texas Hill Country

Los colores del otoño están en su apogeo y, a veces, la mejor vista es desde el asiento del conductor. Entonces, toma tus lentes de sol. Ponte tu gorra de béisbol favorita. No olvide su Coca-Cola y sus cacahuetes. ¡Salgamos a la carretera!

1. Primera parada: Fredericksburg, ¡por supuesto!

Foto: Facebook / Enchanted Rock State Natural Area & # 8211 Texas Parks and Wildlife

Fredericksburg es un destino favorito en Texas Hill Country por muchas razones. Puede disfrutar de una comida fantástica, hacer algunas compras y disfrutar del aire fresco. Uno de los restaurantes favoritos es Fredericksburg Pie Company. ¿Quién dice que no puedes desayunar pastel? Uno de los favoritos es el merengue de coco. Pero llega temprano porque se agotan rápido. Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de las muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivos. Alójate en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por el

Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de las muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivos. Hospédese en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por la Oficina de Visitantes y Convenciones de Fredericksburg.

Pero no olvide la razón principal por la que está aquí. El otoño es un buen momento para ver el impresionante paisaje de esta pintoresca ciudad alemana. Para una vista asombrosa, suba hasta la cima de Enchanted Rock, en las afueras de Fredericksburg. Enchanted Rock es una cúpula gigante de granito rosa con una cumbre de 1823 pies, que no es una caminata desalentadora para la mayoría. Use buenos zapatos, traiga agua y no olvide su cámara.

Haga planes para estar en el Geschichte Fest el 5 de noviembre, que es un tributo a los pioneros alemanes de Texas Hill Country. Además, los días comerciales de Fredericksburg se celebran el fin de semana de Acción de Gracias (del 25 al 27 de noviembre), que no querrá perderse, pero si no puede asistir en noviembre, los días comerciales se llevan a cabo el fin de semana del tercer sábado de cada mes.

2. ¡Acampa en Kerrville!

Foto: Facebook / Kana & # 8217s Korner

Regrese al automóvil (o camión) y diríjase hacia el oeste por la Hwy 16 hacia Kerrville. El follaje de otoño es abundante en varios parques en Kerrville y sus alrededores. El parque Kerrville-Schreiner es una visita obligada en cualquier época del año. El río Guadalupe con enormes cipreses calvos es el sueño de un adicto a las cámaras. Vintage Market Days se celebrará del 11 al 13 de noviembre, donde encontrará tesoros antiguos y delicias deliciosas para el camino. Reserve su estancia en el divertido Yogi Bear's Jellystone Park.

3. Fotografíe el follaje en el Área Natural Estatal Lost Maples.

Foto: Facebook / Área natural estatal Lost Maples y # 8211 Parques y vida silvestre de Texas

Lost Maples recibe su nombre de un stand de Uvalde Bigtooth Maples que muestran sus colores en el otoño. Los Sycamores también dieron un espectáculo bastante bueno. Mientras esté allí, visite Monkey Rock y, si le gusta acampar, reserve uno de los campings primitivos o estándar. Si prefiere dormir en el interior, consulte The Lodges at Lost Maples.

4. ¡Mason es una verdadera joya de Texas Hill Country!

Foto: Facebook / Tiff & # 8217s Rocks & amp Minerals

Coloque una pala en el maletero y diríjase hacia el noroeste por la Hwy 87 desde Fredericksburg hasta el condado de Mason. ¡Mason es una pequeña ciudad que literalmente cavarás! El topacio azul es el tesoro de este condado de Texas Hill Country, aunque el topacio blanco es más común, y es posible que tenga la suerte de encontrar una pieza. Si está en Mason durante la semana, aproveche las noches de bistec, los lunes y jueves en Willow Creek Cafe. ¡No te olvides de llevarte unas mini tartas para el camino!

5. Deléitese con los colores de Concan

Foto: Parques y vida silvestre de Texas

Concan está aproximadamente a una hora al oeste de San Antonio y es una visita obligada en el otoño. Al igual que el Parque Estatal Lost Maples, los colores explotan en los árboles Maples, Sycamore y Bald Cypress. Los reflejos de esos colores vibrantes en el río Frio son el sueño de un fotógrafo # 8217 hecho realidad. Live Oak Bed & amp Breakfast en Uvalde es un lugar encantador para descansar después de un día de viaje por carretera. Neal’s Lodging and Dining en Concan puede poner comida en su estómago y una almohada debajo de su cabeza.

Así que tome su mapa, llene el tanque de gasolina y salga a la carretera. No puede equivocarse con una o todas estas ubicaciones de Fall Texas Hill Country.


5 fabulosos viajes por carretera de otoño en Texas Hill Country

Los colores del otoño están en su apogeo y, a veces, la mejor vista es desde el asiento del conductor. Entonces, toma tus lentes de sol. Ponte tu gorra de béisbol favorita. No olvide su Coca-Cola y sus cacahuetes. ¡Salgamos a la carretera!

1. Primera parada: Fredericksburg, ¡por supuesto!

Foto: Facebook / Enchanted Rock State Natural Area & # 8211 Texas Parks and Wildlife

Fredericksburg es un destino favorito en Texas Hill Country por muchas razones. Puede disfrutar de una comida fantástica, hacer algunas compras y disfrutar del aire fresco. Uno de los restaurantes favoritos es Fredericksburg Pie Company. ¿Quién dice que no puedes desayunar pastel? Uno de los favoritos es el merengue de coco. Pero llega temprano porque se agotan rápido. Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de las muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivos. Alójate en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por el

Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de las muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivos. Hospédese en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por la Oficina de Visitantes y Convenciones de Fredericksburg.

Pero no olvide la razón principal por la que está aquí. El otoño es un buen momento para ver el impresionante paisaje de esta pintoresca ciudad alemana. Para una vista asombrosa, suba hasta la cima de Enchanted Rock, en las afueras de Fredericksburg. Enchanted Rock es una cúpula gigante de granito rosa con una cumbre de 1823 pies, que no es una caminata desalentadora para la mayoría. Use buenos zapatos, traiga agua y no olvide su cámara.

Haga planes para estar en el Geschichte Fest el 5 de noviembre, que es un tributo a los pioneros alemanes de Texas Hill Country. Además, los días comerciales de Fredericksburg se llevan a cabo el fin de semana de Acción de Gracias (del 25 al 27 de noviembre), que no querrá perderse, pero si no puede asistir en noviembre, los días comerciales se llevan a cabo el fin de semana del tercer sábado de cada mes.

2. ¡Acampa en Kerrville!

Foto: Facebook / Kana & # 8217s Korner

Vuelva a subir al automóvil (o camión) y diríjase hacia el oeste por la Hwy 16 hacia Kerrville. El follaje de otoño es abundante en varios parques en Kerrville y sus alrededores. El parque Kerrville-Schreiner es una visita obligada en cualquier época del año. El río Guadalupe con enormes cipreses calvos es el sueño de un adicto a las cámaras. Vintage Market Days se celebrará del 11 al 13 de noviembre, donde encontrará tesoros antiguos y delicias deliciosas para el camino. Reserve su estancia en el divertido Yogi Bear's Jellystone Park.

3. Fotografíe el follaje en el Área Natural Estatal Lost Maples.

Foto: Facebook / Área natural estatal Lost Maples y # 8211 Parques y vida silvestre de Texas

Lost Maples recibe su nombre de un stand de Uvalde Bigtooth Maples que muestran sus colores en el otoño. Los Sycamores también dieron un espectáculo bastante bueno. Mientras esté allí, visite Monkey Rock y, si le gusta acampar, reserve uno de los campings primitivos o estándar. Si prefiere dormir en el interior, consulte The Lodges at Lost Maples.

4. ¡Mason es una verdadera joya de Texas Hill Country!

Foto: Facebook / Tiff & # 8217s Rocks & amp Minerals

Coloque una pala en el maletero y diríjase hacia el noroeste por la Hwy 87 desde Fredericksburg hasta el condado de Mason. ¡Mason es una pequeña ciudad que literalmente cavarás! El topacio azul es el tesoro de este condado de Texas Hill Country, aunque el topacio blanco es más común, y es posible que tenga la suerte de encontrar una pieza. Si está en Mason durante la semana, aproveche las noches de bistec, los lunes y jueves en Willow Creek Cafe. ¡No te olvides de llevarte unas mini tartas para el camino!

5. Deléitese con los colores de Concan

Foto: Parques y vida silvestre de Texas

Concan está aproximadamente a una hora al oeste de San Antonio y es una visita obligada en el otoño. Al igual que el Parque Estatal Lost Maples, los colores explotan en los árboles Maples, Sycamore y Bald Cypress. Los reflejos de esos colores vibrantes en el río Frio son el sueño de un fotógrafo # 8217 hecho realidad. Live Oak Bed & amp Breakfast en Uvalde es un lugar encantador para descansar después de un día de viaje por carretera. Neal’s Lodging and Dining en Concan puede poner comida en su estómago y una almohada debajo de su cabeza.

Así que tome su mapa, llene el tanque de gasolina y salga a la carretera. No puede equivocarse con una o todas estas ubicaciones de Fall Texas Hill Country.


5 fabulosos viajes por carretera de otoño en Texas Hill Country

Los colores del otoño están en su apogeo y, a veces, la mejor vista es desde el asiento del conductor. Entonces, toma tus lentes de sol. Ponte tu gorra de béisbol favorita. No olvide su Coca-Cola y sus cacahuetes. ¡Salgamos a la carretera!

1. Primera parada: Fredericksburg, ¡por supuesto!

Foto: Facebook / Enchanted Rock State Natural Area & # 8211 Texas Parks and Wildlife

Fredericksburg es un destino favorito en Texas Hill Country por muchas razones. Puede disfrutar de una comida fantástica, hacer algunas compras y disfrutar del aire fresco. Uno de los restaurantes favoritos es Fredericksburg Pie Company. ¿Quién dice que no puedes desayunar pastel? Uno de los favoritos es el merengue de coco. Pero llega temprano porque se agotan rápido. Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de las muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivos. Alójate en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por el

Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de las muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivos. Hospédese en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por la Oficina de Visitantes y Convenciones de Fredericksburg.

Pero no olvide la razón principal por la que está aquí. El otoño es un buen momento para ver el impresionante paisaje de esta pintoresca ciudad alemana. Para disfrutar de una vista asombrosa, suba hasta la cima de Enchanted Rock, en las afueras de Fredericksburg. Enchanted Rock es una cúpula gigante de granito rosa con una cumbre de 1823 pies, que no es una caminata desalentadora para la mayoría. Use buenos zapatos, traiga agua y no olvide su cámara.

Haga planes para estar en el Geschichte Fest el 5 de noviembre, que es un tributo a los pioneros alemanes de Texas Hill Country. Además, los días comerciales de Fredericksburg se celebran el fin de semana de Acción de Gracias (del 25 al 27 de noviembre), que no querrá perderse, pero si no puede asistir en noviembre, los días comerciales se llevan a cabo el fin de semana del tercer sábado de cada mes.

2. ¡Acampa en Kerrville!

Foto: Facebook / Kana & # 8217s Korner

Vuelva a subir al automóvil (o camión) y diríjase hacia el oeste por la Hwy 16 hacia Kerrville. El follaje de otoño es abundante en varios parques en Kerrville y sus alrededores. El parque Kerrville-Schreiner es una visita obligada en cualquier época del año. El río Guadalupe con enormes cipreses calvos es el sueño de un adicto a las cámaras. Vintage Market Days se celebrará del 11 al 13 de noviembre, donde encontrará tesoros antiguos y delicias deliciosas para el camino. Reserve su estancia en el divertido Yogi Bear's Jellystone Park.

3. Fotografíe el follaje en el Área Natural Estatal Lost Maples.

Foto: Facebook / Área natural estatal Lost Maples y # 8211 Parques y vida silvestre de Texas

Lost Maples recibe su nombre de un stand de Uvalde Bigtooth Maples que muestran sus colores en el otoño. Los Sycamores también dieron un espectáculo bastante bueno. Mientras esté allí, visite Monkey Rock y, si le gusta acampar, reserve uno de los campings primitivos o estándar. Si prefiere dormir en el interior, consulte The Lodges at Lost Maples.

4. ¡Mason es una verdadera joya de Texas Hill Country!

Foto: Facebook / Tiff & # 8217s Rocks & amp Minerals

Coloque una pala en el maletero y diríjase hacia el noroeste por la Hwy 87 desde Fredericksburg hasta el condado de Mason. ¡Mason es una pequeña ciudad que literalmente cavarás! El topacio azul es el tesoro de este condado de Texas Hill Country, aunque el topacio blanco es más común, y es posible que tenga la suerte de encontrar una pieza. Si está en Mason durante la semana, aproveche las noches de bistec, los lunes y jueves en Willow Creek Cafe. ¡No te olvides de llevarte unas mini tartas para el camino!

5. Deléitese con los colores de Concan

Foto: Parques y vida silvestre de Texas

Concan está aproximadamente a una hora al oeste de San Antonio y es una visita obligada en el otoño. Al igual que el Parque Estatal Lost Maples, los colores explotan en los árboles Maples, Sycamore y Bald Cypress. Los reflejos de esos colores vibrantes en el río Frio son el sueño de un fotógrafo # 8217 hecho realidad. El Bed & amp Breakfast Live Oak en Uvalde es un lugar encantador para descansar después de un día de viaje por carretera. Neal’s Lodging and Dining en Concan puede poner comida en su estómago y una almohada debajo de su cabeza.

Así que tome su mapa, llene el tanque de gasolina y salga a la carretera. No puede equivocarse con una o todas estas ubicaciones de Fall Texas Hill Country.


5 fabulosos viajes por carretera de otoño en Texas Hill Country

Los colores del otoño están en su apogeo y, a veces, la mejor vista es desde el asiento del conductor. Entonces, toma tus lentes de sol. Ponte tu gorra de béisbol favorita. No olvide su Coca-Cola y sus cacahuetes. ¡Salgamos a la carretera!

1. Primera parada: Fredericksburg, ¡por supuesto!

Foto: Facebook / Enchanted Rock State Natural Area & # 8211 Texas Parks and Wildlife

Fredericksburg es un destino favorito en Texas Hill Country por muchas razones. Puede disfrutar de una comida fantástica, hacer algunas compras y disfrutar del aire fresco. Uno de los restaurantes favoritos es Fredericksburg Pie Company. ¿Quién dice que no puedes desayunar pastel? Uno de los favoritos es el merengue de coco. Pero llega temprano porque se agotan rápido. Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de las muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivos. Alójate en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por el

Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivas. Hospédese en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por la Oficina de Visitantes y Convenciones de Fredericksburg.

Pero no olvide la razón principal por la que está aquí. El otoño es un buen momento para ver el impresionante paisaje de esta pintoresca ciudad alemana. Para una vista asombrosa, suba hasta la cima de Enchanted Rock, en las afueras de Fredericksburg. Enchanted Rock es una cúpula gigante de granito rosa con una cumbre de 1823 pies, que no es una caminata desalentadora para la mayoría. Use buenos zapatos, traiga agua y no olvide su cámara.

Haga planes para estar en el Geschichte Fest el 5 de noviembre, que es un tributo a los pioneros alemanes de Texas Hill Country. Además, los días comerciales de Fredericksburg se llevan a cabo el fin de semana de Acción de Gracias (del 25 al 27 de noviembre), que no querrá perderse, pero si no puede asistir en noviembre, los días comerciales se llevan a cabo el fin de semana del tercer sábado de cada mes.

2. ¡Acampa en Kerrville!

Foto: Facebook / Kana & # 8217s Korner

Regrese al automóvil (o camión) y diríjase hacia el oeste por la Hwy 16 hacia Kerrville. El follaje de otoño es abundante en varios parques en Kerrville y sus alrededores. El parque Kerrville-Schreiner es una visita obligada en cualquier época del año. El río Guadalupe con enormes cipreses calvos es el sueño de un adicto a las cámaras. Vintage Market Days se celebrará del 11 al 13 de noviembre, donde encontrará tesoros antiguos y delicias deliciosas para el camino. Reserve su estancia en el divertido Yogi Bear's Jellystone Park.

3. Fotografíe el follaje en el Área Natural Estatal Lost Maples.

Foto: Facebook / Área natural estatal Lost Maples y # 8211 Parques y vida silvestre de Texas

Lost Maples recibe su nombre de un stand de Uvalde Bigtooth Maples que muestran sus colores en el otoño. Los Sycamores también dieron un espectáculo bastante bueno. Mientras esté allí, visite Monkey Rock y, si le gusta acampar, reserve uno de los campings primitivos o estándar. Si prefiere dormir en el interior, consulte The Lodges at Lost Maples.

4. ¡Mason es una verdadera joya de Texas Hill Country!

Foto: Facebook / Tiff & # 8217s Rocks & amp Minerals

Coloque una pala en el maletero y diríjase hacia el noroeste por la Hwy 87 desde Fredericksburg hasta el condado de Mason. ¡Mason es una pequeña ciudad que literalmente cavarás! El topacio azul es el tesoro de este condado de Texas Hill Country, aunque el topacio blanco es más común, y es posible que tenga la suerte de encontrar una pieza. Si está en Mason durante la semana, aproveche las noches de bistec, los lunes y jueves en Willow Creek Cafe. ¡No te olvides de llevarte unas mini tartas para el camino!

5. Deléitese con los colores de Concan

Foto: Parques y vida silvestre de Texas

Concan está aproximadamente a una hora al oeste de San Antonio y es una visita obligada en el otoño. Al igual que el Parque Estatal Lost Maples, los colores explotan en los árboles Maples, Sycamore y Bald Cypress. Los reflejos de esos colores vibrantes en el río Frio son el sueño de un fotógrafo # 8217 hecho realidad. El Bed & amp Breakfast Live Oak en Uvalde es un lugar encantador para descansar después de un día de viaje por carretera. Neal’s Lodging and Dining en Concan puede poner comida en su estómago y una almohada debajo de su cabeza.

Así que tome su mapa, llene el tanque de gasolina y salga a la carretera. No puede equivocarse con una o todas estas ubicaciones de Fall Texas Hill Country.


5 fabulosos viajes por carretera de otoño en Texas Hill Country

Los colores del otoño están en su apogeo y, a veces, la mejor vista es desde el asiento del conductor. Entonces, toma tus lentes de sol. Ponte tu gorra de béisbol favorita. No olvide su Coca-Cola y sus cacahuetes. ¡Salgamos a la carretera!

1. Primera parada: Fredericksburg, ¡por supuesto!

Foto: Facebook / Enchanted Rock State Natural Area & # 8211 Texas Parks and Wildlife

Fredericksburg es un destino favorito en Texas Hill Country por muchas razones. Puede disfrutar de una comida fantástica, hacer algunas compras y disfrutar del aire fresco. Uno de los restaurantes favoritos es Fredericksburg Pie Company. ¿Quién dice que no puedes desayunar pastel? Uno de los favoritos es el merengue de coco. Pero llega temprano porque se agotan rápido. Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de las muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivos. Hospédate en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por el

Pasee por las calles del centro y respire el aire fresco y limpio del campo. Visite una (o una docena) de muchas tiendas, restaurantes y bodegas distintivas. Hospédese en un acogedor bed & amp; desayuno recomendado por la Oficina de Visitantes y Convenciones de Fredericksburg.

Pero no olvide la razón principal por la que está aquí. El otoño es un buen momento para ver el impresionante paisaje de esta pintoresca ciudad alemana. Para disfrutar de una vista asombrosa, suba hasta la cima de Enchanted Rock, en las afueras de Fredericksburg. Enchanted Rock is a giant pink granite dome with a summit of 1823 ft., which is not a daunting hike for most. Wear good shoes, bring water, and don’t forget your camera.

Make plans to be at the Geschichte Fest November 5th, which is a tribute to the German Pioneers of the Texas Hill Country. Also, Fredericksburg Trade Days is held Thanksgiving weekend (November 25-27), which you do not want to miss, but if you can’t make it in November, Trade Days takes place the weekend of the 3rd Saturday of every month.

2. Camp out in Kerrville!

Photo: Facebook/Kana’s Korner

Hop back in the car (or truck) and head west on Hwy 16 to Kerrville. Fall foliage is abundant at several parks in and around Kerrville. The Kerrville-Schreiner park is a must see any time of year. The Guadalupe river with huge Bald Cypress trees is a camera junkie’s dream. Vintage Market Days is coming up November 11-13 where you’ll find vintage treasures and yummy treats for the road. Book your stay at the fun Yogi Bear’s Jellystone Park .

3. Photograph the foliage at Lost Maples State Natural Area.

Photo: Facebook/Lost Maples State Natural Area – Texas Parks and Wildlife

Lost Maples gets its name from a stand of Uvalde Bigtooth Maples that show off their colors in the fall. The Sycamores also put on a pretty good show. While you’re there, check out the Monkey Rock and if you’re into camping, reserve one of the primitive or standard campsites . If you prefer sleeping indoors, check out The Lodges at Lost Maples .

4. Mason is a true Texas Hill Country gem!

Photo: Facebook/Tiff’s Rocks & Minerals

Throw a shovel in the trunk and head Northwest on Hwy 87 from Fredericksburg to Mason County. Mason is a small town that you will literally dig! Blue Topaz is the treasure of this Texas Hill Country county, although white topaz is more common, and you might be lucky enough to find a piece. If you’re in Mason during the week, take advantage of Steak Nights, Monday and Thursday at Willow Creek Cafe . Don’t forget to grab some mini pies for the road!

5. Relish in the Colors of Concan

Photo: Texas Parks and Wildlife

Concan is about an hour west of San Antonio and it is a must see in the Fall. Like Lost Maples State Park, the colors explode from the Maples, Sycamore, and Bald Cypress trees. The reflections of those vibrant colors on the Frio River is a photographer’s dream come true. The Live Oak Bed & Breakfast in Uvalde is a charming place to lay your weary head after a day of road tripping. Neal’s Lodging and Dining in Concan can put food in your tummy and a pillow under your head.

So grab your map, fill up the gas tank, and hit the road. You can’t go wrong with one, or all, of these Fall Texas Hill Country locations.


5 Fabulous Fall Road Trips in the Texas Hill Country

Fall colors are at their peak and sometimes the best view is from the driver’s seat. So, grab your sunglasses. Put on your favorite ball cap. Don’t forget your Coke and peanuts. Let’s hit the road!

1. First stop: Fredericksburg, of course!

Photo: Facebook/Enchanted Rock State Natural Area – Texas Parks and Wildlife

Fredericksburg is a favorite destination in the Texas Hill Country for a lot of reasons. You can enjoy fantastic food, do a little shopping, and enjoy the fresh, cool air. One of the favorite eateries is Fredericksburg Pie Company . Who says you can’t have pie for breakfast? A favorite is the Coconut Meringue. But get there early because they sell out fast. Stroll the streets of downtown and breathe the cool, clean, country air. Pop into one (or a dozen) of many distinctive shops, restaurants and wineries. Stay at a cozy bed & breakfast recommended by the

Stroll the streets of downtown and breathe the cool, clean, country air. Pop into one (or a dozen) of many distinctive shops, restaurants, and wineries. Stay at a cozy bed & breakfast recommended by the Fredericksburg Convention and Visitors Bureau.

But don’t forget the main reason you’re here. Fall is a great time to see the breathtaking scenery in this quaint German town. For a jaw-dropping view, hike up to the top of Enchanted Rock , just outside of Fredericksburg. Enchanted Rock is a giant pink granite dome with a summit of 1823 ft., which is not a daunting hike for most. Wear good shoes, bring water, and don’t forget your camera.

Make plans to be at the Geschichte Fest November 5th, which is a tribute to the German Pioneers of the Texas Hill Country. Also, Fredericksburg Trade Days is held Thanksgiving weekend (November 25-27), which you do not want to miss, but if you can’t make it in November, Trade Days takes place the weekend of the 3rd Saturday of every month.

2. Camp out in Kerrville!

Photo: Facebook/Kana’s Korner

Hop back in the car (or truck) and head west on Hwy 16 to Kerrville. Fall foliage is abundant at several parks in and around Kerrville. The Kerrville-Schreiner park is a must see any time of year. The Guadalupe river with huge Bald Cypress trees is a camera junkie’s dream. Vintage Market Days is coming up November 11-13 where you’ll find vintage treasures and yummy treats for the road. Book your stay at the fun Yogi Bear’s Jellystone Park .

3. Photograph the foliage at Lost Maples State Natural Area.

Photo: Facebook/Lost Maples State Natural Area – Texas Parks and Wildlife

Lost Maples gets its name from a stand of Uvalde Bigtooth Maples that show off their colors in the fall. The Sycamores also put on a pretty good show. While you’re there, check out the Monkey Rock and if you’re into camping, reserve one of the primitive or standard campsites . If you prefer sleeping indoors, check out The Lodges at Lost Maples .

4. Mason is a true Texas Hill Country gem!

Photo: Facebook/Tiff’s Rocks & Minerals

Throw a shovel in the trunk and head Northwest on Hwy 87 from Fredericksburg to Mason County. Mason is a small town that you will literally dig! Blue Topaz is the treasure of this Texas Hill Country county, although white topaz is more common, and you might be lucky enough to find a piece. If you’re in Mason during the week, take advantage of Steak Nights, Monday and Thursday at Willow Creek Cafe . Don’t forget to grab some mini pies for the road!

5. Relish in the Colors of Concan

Photo: Texas Parks and Wildlife

Concan is about an hour west of San Antonio and it is a must see in the Fall. Like Lost Maples State Park, the colors explode from the Maples, Sycamore, and Bald Cypress trees. The reflections of those vibrant colors on the Frio River is a photographer’s dream come true. The Live Oak Bed & Breakfast in Uvalde is a charming place to lay your weary head after a day of road tripping. Neal’s Lodging and Dining in Concan can put food in your tummy and a pillow under your head.

So grab your map, fill up the gas tank, and hit the road. You can’t go wrong with one, or all, of these Fall Texas Hill Country locations.


5 Fabulous Fall Road Trips in the Texas Hill Country

Fall colors are at their peak and sometimes the best view is from the driver’s seat. So, grab your sunglasses. Put on your favorite ball cap. Don’t forget your Coke and peanuts. Let’s hit the road!

1. First stop: Fredericksburg, of course!

Photo: Facebook/Enchanted Rock State Natural Area – Texas Parks and Wildlife

Fredericksburg is a favorite destination in the Texas Hill Country for a lot of reasons. You can enjoy fantastic food, do a little shopping, and enjoy the fresh, cool air. One of the favorite eateries is Fredericksburg Pie Company . Who says you can’t have pie for breakfast? A favorite is the Coconut Meringue. But get there early because they sell out fast. Stroll the streets of downtown and breathe the cool, clean, country air. Pop into one (or a dozen) of many distinctive shops, restaurants and wineries. Stay at a cozy bed & breakfast recommended by the

Stroll the streets of downtown and breathe the cool, clean, country air. Pop into one (or a dozen) of many distinctive shops, restaurants, and wineries. Stay at a cozy bed & breakfast recommended by the Fredericksburg Convention and Visitors Bureau.

But don’t forget the main reason you’re here. Fall is a great time to see the breathtaking scenery in this quaint German town. For a jaw-dropping view, hike up to the top of Enchanted Rock , just outside of Fredericksburg. Enchanted Rock is a giant pink granite dome with a summit of 1823 ft., which is not a daunting hike for most. Wear good shoes, bring water, and don’t forget your camera.

Make plans to be at the Geschichte Fest November 5th, which is a tribute to the German Pioneers of the Texas Hill Country. Also, Fredericksburg Trade Days is held Thanksgiving weekend (November 25-27), which you do not want to miss, but if you can’t make it in November, Trade Days takes place the weekend of the 3rd Saturday of every month.

2. Camp out in Kerrville!

Photo: Facebook/Kana’s Korner

Hop back in the car (or truck) and head west on Hwy 16 to Kerrville. Fall foliage is abundant at several parks in and around Kerrville. The Kerrville-Schreiner park is a must see any time of year. The Guadalupe river with huge Bald Cypress trees is a camera junkie’s dream. Vintage Market Days is coming up November 11-13 where you’ll find vintage treasures and yummy treats for the road. Book your stay at the fun Yogi Bear’s Jellystone Park .

3. Photograph the foliage at Lost Maples State Natural Area.

Photo: Facebook/Lost Maples State Natural Area – Texas Parks and Wildlife

Lost Maples gets its name from a stand of Uvalde Bigtooth Maples that show off their colors in the fall. The Sycamores also put on a pretty good show. While you’re there, check out the Monkey Rock and if you’re into camping, reserve one of the primitive or standard campsites . If you prefer sleeping indoors, check out The Lodges at Lost Maples .

4. Mason is a true Texas Hill Country gem!

Photo: Facebook/Tiff’s Rocks & Minerals

Throw a shovel in the trunk and head Northwest on Hwy 87 from Fredericksburg to Mason County. Mason is a small town that you will literally dig! Blue Topaz is the treasure of this Texas Hill Country county, although white topaz is more common, and you might be lucky enough to find a piece. If you’re in Mason during the week, take advantage of Steak Nights, Monday and Thursday at Willow Creek Cafe . Don’t forget to grab some mini pies for the road!

5. Relish in the Colors of Concan

Photo: Texas Parks and Wildlife

Concan is about an hour west of San Antonio and it is a must see in the Fall. Like Lost Maples State Park, the colors explode from the Maples, Sycamore, and Bald Cypress trees. The reflections of those vibrant colors on the Frio River is a photographer’s dream come true. The Live Oak Bed & Breakfast in Uvalde is a charming place to lay your weary head after a day of road tripping. Neal’s Lodging and Dining in Concan can put food in your tummy and a pillow under your head.

So grab your map, fill up the gas tank, and hit the road. You can’t go wrong with one, or all, of these Fall Texas Hill Country locations.


5 Fabulous Fall Road Trips in the Texas Hill Country

Fall colors are at their peak and sometimes the best view is from the driver’s seat. So, grab your sunglasses. Put on your favorite ball cap. Don’t forget your Coke and peanuts. Let’s hit the road!

1. First stop: Fredericksburg, of course!

Photo: Facebook/Enchanted Rock State Natural Area – Texas Parks and Wildlife

Fredericksburg is a favorite destination in the Texas Hill Country for a lot of reasons. You can enjoy fantastic food, do a little shopping, and enjoy the fresh, cool air. One of the favorite eateries is Fredericksburg Pie Company . Who says you can’t have pie for breakfast? A favorite is the Coconut Meringue. But get there early because they sell out fast. Stroll the streets of downtown and breathe the cool, clean, country air. Pop into one (or a dozen) of many distinctive shops, restaurants and wineries. Stay at a cozy bed & breakfast recommended by the

Stroll the streets of downtown and breathe the cool, clean, country air. Pop into one (or a dozen) of many distinctive shops, restaurants, and wineries. Stay at a cozy bed & breakfast recommended by the Fredericksburg Convention and Visitors Bureau.

But don’t forget the main reason you’re here. Fall is a great time to see the breathtaking scenery in this quaint German town. For a jaw-dropping view, hike up to the top of Enchanted Rock , just outside of Fredericksburg. Enchanted Rock is a giant pink granite dome with a summit of 1823 ft., which is not a daunting hike for most. Wear good shoes, bring water, and don’t forget your camera.

Make plans to be at the Geschichte Fest November 5th, which is a tribute to the German Pioneers of the Texas Hill Country. Also, Fredericksburg Trade Days is held Thanksgiving weekend (November 25-27), which you do not want to miss, but if you can’t make it in November, Trade Days takes place the weekend of the 3rd Saturday of every month.

2. Camp out in Kerrville!

Photo: Facebook/Kana’s Korner

Hop back in the car (or truck) and head west on Hwy 16 to Kerrville. Fall foliage is abundant at several parks in and around Kerrville. The Kerrville-Schreiner park is a must see any time of year. The Guadalupe river with huge Bald Cypress trees is a camera junkie’s dream. Vintage Market Days is coming up November 11-13 where you’ll find vintage treasures and yummy treats for the road. Book your stay at the fun Yogi Bear’s Jellystone Park .

3. Photograph the foliage at Lost Maples State Natural Area.

Photo: Facebook/Lost Maples State Natural Area – Texas Parks and Wildlife

Lost Maples gets its name from a stand of Uvalde Bigtooth Maples that show off their colors in the fall. The Sycamores also put on a pretty good show. While you’re there, check out the Monkey Rock and if you’re into camping, reserve one of the primitive or standard campsites . If you prefer sleeping indoors, check out The Lodges at Lost Maples .

4. Mason is a true Texas Hill Country gem!

Photo: Facebook/Tiff’s Rocks & Minerals

Throw a shovel in the trunk and head Northwest on Hwy 87 from Fredericksburg to Mason County. Mason is a small town that you will literally dig! Blue Topaz is the treasure of this Texas Hill Country county, although white topaz is more common, and you might be lucky enough to find a piece. If you’re in Mason during the week, take advantage of Steak Nights, Monday and Thursday at Willow Creek Cafe . Don’t forget to grab some mini pies for the road!

5. Relish in the Colors of Concan

Photo: Texas Parks and Wildlife

Concan is about an hour west of San Antonio and it is a must see in the Fall. Like Lost Maples State Park, the colors explode from the Maples, Sycamore, and Bald Cypress trees. The reflections of those vibrant colors on the Frio River is a photographer’s dream come true. The Live Oak Bed & Breakfast in Uvalde is a charming place to lay your weary head after a day of road tripping. Neal’s Lodging and Dining in Concan can put food in your tummy and a pillow under your head.

So grab your map, fill up the gas tank, and hit the road. You can’t go wrong with one, or all, of these Fall Texas Hill Country locations.


Ver el vídeo: LOS 10 PUEBLOS MAS BONITOS DE ESTADOS UNIDOS!! (Julio 2022).


Comentarios:

  1. Voodoozil

    Encuentro el tema muy interesante. Dar consigo nos comunicaremos en PM.

  2. Amadi

    Si, todo es fantástico

  3. Seanachan

    ¿Tú, probablemente, estás equivocado?

  4. JoJokus

    Entrecerro los ojos con picardía, comparando los hechos...*

  5. Mazugar

    El blog es simplemente maravilloso, ¡se lo recomendaré a todos los que conozco!

  6. Delaney

    tú mismo, ¿has inventado una respuesta tan incomparable?

  7. Randkin

    Pido disculpas, pero, en mi opinión, no tienes razón. Puedo probarlo. Escríbeme en PM, nos comunicaremos.



Escribe un mensaje